Close

5 agosto, 2019

Razones para vivir en una zona campestre

Razones para vivir en una zona campestre

 

Fácilmente ignoramos las razones para vivir en un entorno más verde, ¿cuanto nos cuesta la contaminación que nos rodea? (sonora y aérea) y el olvido de la naturaleza en términos de salud, bienestar y dinero.

 

Aunque no sea un secreto para nadie que la contaminación es perjudicial para la salud, no tomamos acciones hasta que empezamos a sufrir las consecuencias, estamos tan acostumbrados a vivir rodeado de contaminación que no lo notamos, pero los efectos nocivos de la polución son más graves de lo que se cree.

 

También el mantener contacto con la naturaleza se encuentra infravalorado, no es el que respirar aire puro durante un fin de semana o las vacaciones sea la solución, es mantener un aire limpio en todo momento y más aún cuando se dispone a descansar (dormir) todo esto sin olvidar que los espacios verdes resultan incluso ser terapéuticos para las personas.

 

La contaminación atmosférica debida a los gases de los motores de combustión y los humos industriales matan más personas al año que el consumo de tabaco, Un informe reciente de la Organización Mundial de la Salud estima que 7 millones de personas mueren cada año debido a la polución que provoca trastornos respiratorios, enfermedades cardiovasculares (incluidos infartos) y diversos tipos de cáncer, especialmente de pulmón y de cerebro.

 

Siendo la población infantil y de adultos mayores los más vulnerables a sufrir enfermedades derivadas de la contaminación ambiental es prioritario favorecer los espacios verdes y el contacto con la naturaleza. Según Richard Mitchell, de la Universidad de Glasgow, y Frank Popham, de la Universidad de Saint Andrews, el Estado debiera garantizar el acceso de los niños y de toda la población a espacios naturales para proteger su salud. Su investigación, publicada en The Lancet, sostienen que las personas que viven cerca de zonas verdes sufren menos enfermedades cardiovasculares y tienen una mortalidad menor por casi todos los motivos. Los espacios naturales no sólo inducen a hacer más ejercicio físico y limpian el aire de contaminantes, sino que producen un mayor bienestar psicológico y aceleran la recuperación de cualquier enfermedad. Marc Berman, psicólogo de la Universidad de Michigan, afirma que estar rodeado de verde, de naturaleza, incluso verla a través de la ventana, tiene un efecto inmediato positivo sobre el cerebro.

 

A la larga vivir en una zona CAMPESTRE no solo es un gusto que influirá en la prevención de sufrir las diversas enfermedades causadas por la contaminación, también será un ahorro de tiempo y dinero que cuestan los tratamientos de dichas enfermedades.

 

A diferencia de lo que muchos piensan vivir en una zona campestre no implica estar lejos del sector urbano, en FLOR ALBA CAMPESTRE podrás disfrutar de todos los beneficios que te ofrece el EXCLUSIVO sector de APARCO, una ubicación privilegiada rodeado de aire puro a tan solo 10 minutos del centro urbano de la ciudad de IBAGUÉ.

Acércate a nuestra sala de ventas y conoce mas acerca de este increíble proyecto: COMO LLEGAR

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WordPress Lightbox
WhatsApp chat
LOSDRIGUEL